domingo, 6 de diciembre de 2015

"Matar a Leonardo da Vinci" (Christian Gálvez)

"Europa, siglo XV. Mientras España, Francia e Inglaterra ultiman su unificación, los Estados italianos se ven envueltos en conflictos permanentes por culpa de la religión, el poder y el ansia de expansión territorial. Lo único que les une es el renacimiento cultural de las artes. En la Florencia de los Médici, epicentro de este despliegue artístico, una mano anónima acusa a un joven y prometedor Leonardo da Vinci. Durante dos meses será interrogado y torturado hasta que la falta de pruebas lo ponga en libertad. Con la reputación dañada, Leonardo partirá hacia nuevos horizontes para demostrar su talento y apaciguar las secuelas psicológicas provocadas en prisión. ¿Quién lo acusó? ¿Con qué motivo? Mientras se debate entre evasión o venganza Leonardo descubrirá que no todo es lo que parece cuando se trata de alcanzar el éxito"




Desde niños todos sabemos quien fue Leonardo da Vinci, conocemos sus obras y le hemos admirado por la persona que fue, por su espíritu propio de una época demasiado lejana para él. Pocos han sido los hombres y mujeres que han quedado grabados de esta forma en la memoria de la historia y pocos han sido los que han inspirado a tantos artistas de tantas épocas distintas. Leonardo da Vinci fue una excepción en sí mismo, hijo ilegítimo de un rico noble y una campesina, encontró en su curiosidad y su pasión por el saber aquello que marcaría su vida: el arte. Pero ¿quien era realmente Leonardo da Vinci? ¿un pintor? ¿un escultor? ¿un cocinero? ¿un constructor?....¿quien era él como ser humano?


Es difícil contestar a esa pregunta tantos siglos después, teniendo a nuestra disposición únicamente lo que otros han dicho sobre él. Sólo podemos imaginarnos cómo pudo ser y cómo pudo vivir, y Christian Gálvez lo hace de una forma espectacular en su novela "Matar a Leonardo da Vinci". Partiendo de un suceso real pero poco conocido de la vida del artista, el autor nos sumerge en la Italia renacentista con un Leonardo traumatizado por las terribles torturas que tuvo que soportar por culpa de una anónima acusación de sodomía. Liberado por el príncipe Lorenzo de Médici, Leonardo intenta recomponer su vida y salir adelante en un mundo que ya se ha decidido a odiarle y amarle al mismo tiempo. Sin embargo, los dedos acusadores aún le señalan y sus extravagantes ideas y obras no ayudan a limpiar su nombre. Por muchos años que van pasando, los enemigos siempre están al acecho y la orden de "matar a Leonardo da Vinci" es pronunciada por lo bajo por demasiadas bocas amigas y enemigas. Pero por encima de todo, por encima de todo el odio de los que le rodean, Leonardo es consumido por algo mucho más peligroso y oscuro, la ira y el dolor que poco a poco se van convirtiendo en auténticos deseos de venganza. Sólo necesitaba la respuesta a una pregunta, ¿quien le acusó?.





A pesar del argumento central del que nos habla la sinopsis, el libro "Matar a Leonardo da Vinci" es mucho más que una historia de dolor y venganza. Lo cierto es que el arresto por sodomía no es más que una excusa para poder contar la vida de uno de los grandes genios de la historia de una forma diferente, y que consiguió que me quedase prendada desde el primer capítulo. La forma de escribir de Christian Gálvez consigue atraparte en una lectura y unos personajes tan bien construidos que resulta hasta doloroso tener que dejar de leer por ser demasiado tarde para seguir despierta. En los últimos cuatro días no he podido despegarme de este libro y no es para menos, la mayor parte de lo que sucede en él está basada en hechos reales y la mayor parte de los personajes también existieron de verdad, por lo que la lectura ofrece mucho más que una historia entretenida, es una visión del pasado tal y como los libros dicen que sucedió. Cada uno de los personajes que pueblan las páginas, por breves que sean sus apariciones, tienen algo que aportar al lector y, en mi caso, despiertan una curiosidad por ellos mismos que me llevaron a buscar más información que complementasen la historia. La evolución del personaje de Leonardo resulta fascinante y lógica al mismo tiempo, vamos viendo como sus sentimientos y su personalidad cambian a medida que los años pasan y como su fascinación por el conocimiento salta de un campo a otro mostrando al artista polifacético que hoy conocemos. Pero Christian Gálvez no se conforma sólo con hablarnos de la figura histórica, sino que también quiere mostrarnos su lado más humano mostrando sus defectos y debilidades, lo que aumenta mis deseos de haber conocido al hombre real que él fue. Es por todas estas cosas que podría pasarme horas hablando de este libro, de su arte y sus detalles, pero creo que será mejor que seáis vosotros mismos los que lo descubráis. Desde luego, yo os recomiendo hacerlo. 

Lo que más me ha gustado, ha habido muchas cosas que me han gustado de este libro; la historia, la evolución del carácter de Leonardo da Vinci, los personajes...por lo que decidir una sola ha sido bastante complicado. Sin embargo, uno de los detalles que más me han fascinado de esta lectura es el significado e historias que se esconden detrás de los diferentes cuadros que se van presentando a lo largo de la novela. La mayoría de esos cuadros son muy conocidos y todos los hemos visto al menos una vez, pero su significado real es algo que algunos desconocíamos. En mi caso, antes me limitaba simplemente a ver estos cuadros, entendiendo por qué eran famosos pero sin comprender del todo por qué eran tan especiales. Después de leer "Matar a Leonardo da Vinci" no sólo he podido entenderlo si no que me he quedado fascinada con la multitud de secretos que se esconden entre las pinceladas. Christian Gálvez no se limita a contar una serie de datos de forma pesada y aburrida que termina provocando que te saltes el párrafo, sino que es a través de sus personajes que te va explicando el motivo y significado de cada uno de los detalles de los cuadros, animándote incluso a buscar tú mismo los secretos e interpretaciones posibles. La historia me ha enamorado, pero su arte me ha fascinado. 


Lo que menos me ha gustado, si el anterior apartado era complicado, este es casi imposible. Toda historia tiene detalles que se pueden mejorar; puede ser demasiado lenta, demasiado precipitada, con capítulos innecesarios, falta de escenas importantes....pero en este caso, los posibles fallos que el libro tenga no entorpecen de ninguna forma la historia que el escritor pretende contar. Por tanto, a pesar de saber que no existe el libro perfecto, para mí este no tiene nada especialmente malo que señalar. 

En resumen, la forma en la que acabé con este libro en mis manos fue extraña. Iba a irme de la librería cuando por algún motivo paré ante su estantería y puse mis ojos directamente sobre ese pequeño libro escondido en el estante que tocaba el suelo. No sé por qué miré en esa dirección o por qué decidí comprar el libro de una forma tan impulsiva por las que pocas veces me dejo llevar, pero me alegro de haberlo hecho. En esta novela he encontrado una historia que de verdad he disfrutado leyendo, que me ha enamorado, me ha enseñado y me ha guiado para ver el significado de aquellos cuadros a los que nunca había prestado atención. Se la recomiendo a todo aquel que sienta curiosidad por ella y a todos aquellos que duden de si les puede interesar porque creo que entre sus páginas se esconde una muy buena historia que merece ser leída. Espero que si os animáis veáis en ella lo mismo que yo he encontrado. 


Documental "Los lugares de Matar a Leonardo da Vinci" que el autor recomienda ver después de la lectura.


"Leonardo se fue antes de tiempo. Pero dentro de unos años, cuando nuestra descendencia, los hombres del mañana, se den cuenta de lo que hizo Leonardo, le convertirán en inmortal. Y entonces será cuando Leonardo, no en vida pero sí en memoria, se convertirá en ganador absoluto de esa guerra que libró no sólo contra el tiempo sino también contra sí mismo"


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Y tú, qué opinas?...